Etiqueta: Carles Tarragó Gatell

Carles Tarragó Gatell

Agradecimiento de la Federación Española de Belenistas

09 Dic 20
Presidencia FEB
, , ,
No Comments

Agradecimiento de la Federación Española de Belenistas

Carles Tarragó Gatell (18/04/1955 – 01/12/2020).
Siempre serás nuestra rosa blanca


Archivado en:
Páginas: – – –
Categorías: Obituario Entidades Federadas FEB, Obituario Associació Pessebrista de Tarragona
Etiquetas: 2020 FEB, Obituario 2020, Presidencia FEB 2018-2022


Carles Tarragó Gatell

In Memoriam – Carles Tarragó Gatell, presidente de la Federación Española de Belenistas

02 Dic 20
Presidencia FEB
, , ,
one comments

In Memoriam – Carles Tarragó Gatell, presidente de la Federación Española de Belenistas

2020 será un año del que casi nadie guardaremos un buen recuerdo. Más bien lo contrario.

Al poco de empezar su singladura nos sorprendía un virus extraño, esquivo, que nos ha cambiado la vida, pero lo peor no es eso, sino las vidas que se ha llevado con él, entre ellas algunas en nuestro ámbito belenista, y una de la últimas, ayer mismo, la de nuestro presidente de la Federación Española de Belenistas, Carles Tarragó Gatell.

Para muchos de nosotros era más que un amigo, más que familia: un hermano del belenismo, en el amor por este arte y esta cultura por la que tanto hemos trabajado y luchado conjuntamente estos últimos años.

Con una gran y acusada personalidad, como antes decía Carles era ante todo un AMIGO, en mayúsculas, además de una PERSONA (nuevamente en mayúsculas) leal, cercana, cabal, atenta, constante y puntual, excepto cuando visitaba belenes dando la vuelta al país entre Navidad y Nochevieja, en que podía presentarse a verlos incluso ¡¡¡de madrugada!!!, tras una kilometrada en coche.

Pocas veces hemos visto a alguien disfrutar y saborear como él cada detalle escondido entre escayola, porexpán y musgo, y emocionarse hasta el llanto delante de un belén.

Además, Carles era serio y riguroso en el trabajo y amable y divertido en el trato, siempre usando la distancia corta, lo que le hacía cercano a todos aunque no le conocieran de antes. Siempre estuvo abierto a escuchar y tender puentes y a ser audaz, si la situación lo requería, en el tratamiento de algunas cuestiones o en el planteamiento de soluciones a problemas…

Quienes esto escribimos no somos amigos de pésames ni tampoco de coronas para honrarle, aunque sea lo tradicional en nuestra cultura y suponga un «estándar» social en nuestra forma de vivir un duelo, pero creo que, para lo creativos que somos los belenistas, todo esto se nos queda escaso.

Los pésames, puntuales por naturaleza (y menos mal) tendríamos que conseguir convertirlos en arrope real y continuado a las personas que más de cerca sufren una ausencia. ¿Difícil? Sí, pero no imposible. Es cuestión de voluntad y de ser personas serviciales, como lo era Carles, aunque la distancia de muchos de nosotros con Tarragona en este caso no ayude.

Igualmente, las coronas o las flores, que se marchitan por muy bellas y caras que sean (hasta las de plástico y tela se ajan), deberíamos lograr sustituirlas por algo perenne que recuerde y perpetúe la memoria de quien ya no veremos ni tendremos físicamente entre nosotros, pero con lo que podamos hacerlo ESTAR, aunque de otro modo. Algo pensaremos en la Federación para ello.

La huella de nuestro Carles en las personas que hemos coincidido con él, siempre quedará ahí, en nuestros corazones, al igual que en la Federación Española de Belenistas, en la Federació Catalana de Pessebristes, en su querida Associació de Pessebristes de Tarragona y en el Museo Internacional de Belenes de Mollina, porque no sólo era un gran gestor sino un maravilloso autor belenista. Una verdadera lástima que su prematura partida no le haya permitido entrar en la Junta Directiva de la UN.FOE.PRAE (Universalis Foederatio Praesepistica), donde sin lugar a dudas también hubiera dejado su impronta.

Gracias a su empeño personal, se ha dado un gran impulso al arte belenista logrando en su corto pero intenso mandato que, por fin, el Ministerio de Cultura inicie el expediente para la declaración del belenismo como Patrimonio Cultural Inmaterial de España, paso necesario previo para su elevación a la UNESCO.

Del mismo modo, ha logrado unir los esfuerzos de todos los belenistas del país en torno al Congreso Internacional que tanto la Federación Española como la Catalana, junto con las asociaciones de Barcelona, Gipuzkoa y las de la sede principal (Sevilla) y subsedes (Mollina, Jerez, San Fernando y Córdoba) organizarán en 2023 para la UN.FOE.PRAE en Andalucía Occidental, su otra «patria», para conmemorar y celebrar los 800 años del milagro de San Francisco en Greccio y aquel primer belén.

Muchas han sido las iniciativas y propuestas en que hemos trabajado conjuntamente para llegar a estos objetivos y ahora Carles nos guiará en el último tramo desde el cielo, junto al Niño Jesús en ese Belén eterno para el que han querido contar con él lo antes posible. Allí en el cielo ganan con su presencia, pero nos dejan un poco huérfanos aquí abajo.

De ahora en adelante Carles, para los belenistas federados y asociados de nuestra generación, es y será nuestra luz, nuestro faro, la Estrella que nos guiará al portal, nuestra rosa blanca en las manos de la figurita del Niño Jesús.

Gracias por habernos dejado formar parte de tu vida, ser amigos tuyos y haber podido compartir sueños y desvelos por nuestra pasión: el Pessebre, el Belén. Siempre estarás con nosotros. GRACIAS POR TODO Y POR TANTO.

Descansa en paz, pero no mucho, que a las fechas en que estamos hay que montar pronto el Belén, aunque sea el celestial.

Pieza musical: Requiem «In Paradisum», Gabriel Fauré

Carles Tarragó Gatell

Carles Tarragó Gatell
18/04/1955 – 01/12/2020


Archivado en:
Páginas: – – –
Categorías: Obituario Entidades Federadas FEB, Obituario Associació Pessebrista de Tarragona
Etiquetas: 2020 FEB, Obituario 2020, Presidencia FEB 2018-2022


Carles Tarragó Gatell

Ha fallecido Carles Tarragó Gatell, Presidente de la Federación Española de Belenistas

01 Dic 20
Presidencia FEB
, , ,
67 comments

Ha fallecido Carles Tarragó Gatell, presidente de la Federación Española de Belenistas

Desde esta tarde, la Federación Española de Belenistas y todos amantes del belén nos sentimos un poco huérfanos: Carles Tarragó Gatell, nuestro presidente, ha partido para disfrutar del gran Belén celestial.

Nuestro más cariñoso abrazo a su familia y a toda la familia belenista.

Además de su trabajo en la construcción y montaje de pesebres de su querida Associació Pessebrista de Tarragona, como en las tareas de gestión al frente de la Federación, su pasión por el belén era tal, que le llevaba a coger la maleta todos los años por Navidad y a montarse en el coche para hacer miles de kilómetros, habitualmente entre el 25 y el 31 de diciembre, recorriendo toda España de norte a sur y de este a oeste viendo todos los belenes que podía.

Desde este año no se perderá ninguno de nuestros nacimientos. Nos acompañará en los montajes y los disfrutará desde el cielo.

¡Muchas gracias por tanto, amigo Carles, y cuida de nosotros!

Pieza musical: «Bihar Arte» (Hasta mañana), Kepa Junkera y Cobla Sant Jordi

Carles Tarragó Gatell

Carles Tarragó Gatell
18/04/1955 – 01/12/2020


Archivado en:
Páginas: – – –
Categorías: Obituario FEB, Obituario Associació Pessebrista de Tarragona
Etiquetas: 2020 FEB, Carles Tarragó Gatell, Obituario 2020, Presidencia FEB 2018-2022


«La tecnología también ha llegado al arte del belén». Entrevista a Carles Tarragó Gatell

28 Dic 19
Presidencia FEB
, , ,
No Comments

Logo del Diario de Sevilla

«La tecnología también ha llegado al arte del belén». Entrevista a Carles Tarragó Gatell

(Artículo publicado en el Diario de Sevilla – 28/12/2019 – © Pedro Ingelmo)

Carles Tarragó Gatell

Desde que Carles Tarragó accedió el pasado año a la presidencia de la Federación Española de Asociaciones de Belenistas la tarea que tiene encomendada es conseguir que el belenismo sea considerado Patrimonio Inmaterial de la Humanidad. Tarragó considera que el belén es una institución en todo Occidente y ha logrado que muchos de estos aficionados alcancen altas cotas de representación artística en sus creaciones, si bien es cierto que cada año la obra se destruye para partir de nuevo de cero.

¿Por qué hay una federación de belenistas?

Es muy antigua. Antes de federación, en los tiempos de Franco, se denominaba Reunión Española de Belenistas. Tenemos que situarnos en la época, cuando las comunicaciones no eran lo de ahora. La gente que sentía pasión por el arte de los belenes no conocía cómo se trabajaba en otros puntos del país. Por eso, aún hoy, los belenes son tan distintos en Cataluña, en Orense, en Zamora o en Andalucía.

¿Y cuándo se conocieron los belenistas de uno y otro sitio empezaron a parecerse los unos a los otros?

No, la identidad se sigue manteniendo, pero estar todos en contacto hace que unos nos copiemos a otros en aspectos más técnicos que de contenido. Es decir, para ganar tiempo o para ahorrar en materiales.

¿Ha evolucionado mucho la técnica?

Indudablemente. Los belenes, hasta los años 90, eran muy humildes en los materiales. Prácticamente, salvo en Cataluña, donde siempre se ha trabajado con la escayola, los materiales principales eran corcho y musgo. Los nuevos materiales, como la espuma de poliuretano o el porexpán, han revolucionado el belenismo. Se puede modelar más fácilmente, es más ligero y el resultado es realista. Se alcanza una exquisitez sublime.

Explíqueme, usted que es catalán, las diferencias entre un belén catalán y un belén andaluz.

Eso no tiene una respuesta fácil, pero el belenismo sigue siendo muy local y el caso entre Cataluña y Andalucía quizá sea el más acusado. En este caso estamos hablando de metros cuadrados. El belén clásico andaluz es grande, muy grande. Si hay 25 metros cuadrados, se hace en 25 metros cuadrados. El belén catalán es pequeño, de unos 60 centímetros por un metro. Lo metemos en una caja y lo llamamos diorama.

En Jerez el diorama es su toque de distinción.

El caso de Jerez en Andalucía es especial y tiene que ver con un belenista catalán que acabó viviendo en Jerez y que influyó el belenismo de esta localidad, pero en Andalucía, en general, el belén tira a lo grandioso.

¿Cuánto le lleva a usted construir su belén?

Un diorama puede llevarte entre 300 y 400 horas de trabajo, pero volvemos a lo mismo. Yo he visto en Andalucía belenes maravillosos que se han construido a lo largo de más de medio año. Es más, he visto gente que sacrifica una habitación entera desde el mes de julio para ir allí construyendo el belén. Lo van haciendo entre toda la familia. El que tiene esta pasión se la toma con mucha intensidad.

Pero, claro, es muy intenso, pero un belén dura lo que dura.

Por supuesto, éste es un arte efímero. Se expone en Navidad y muere en enero, pero eso también es bello porque acabas de terminar el belén de este año y ya estás pensando en el del próximo año.

¿La temática también varía?

Por seguir con la diferencia entre Cataluña y Andalucía, en Andalucía se trata de narrar toda la historia en un belén, mientras que los catalanes solemos centrarnos cada año en una escena distinta.

El belén de la plaza de Sant Jaume ha vuelto a crear polémica en Barcelona. Es un trastero. ¿Es eso un belén?

Para mí, sí. Para mí, un belén es todo aquello que evoque la Navidad y este belén cumple la función, aunque no estén situadas las figuras a la manera tradicional.

¿Hay muchas empresas que vivan exclusivamente del belenismo?

Exclusivamente pocas, pero alguna hay. Es curioso el caso de una empresa de electrónica que suministra a la mayor parte de los belenistas españoles tecnología led. Hasta hace no mucho los belenes se iluminaban con electricidad. Los belenistas sabemos un poco de todo y de todo sabemos más bien poco. Somos carpinteros, pintores y también electricistas. Pero claro, vaya electricistas. Ha sido un milagro que no hubiera cada año un incendio por un belén porque se hacía de forma muy rudimentaria. Ahora ha llegado la tecnología led y lo ha cambiado todo porque permite, de forma más segura, más tonalidades, más intensidad, más calor.

También me refería a las figuras.

En este caso en Andalucía es donde hay más tradición de talladores y hay unos escultores estupendos especializados en el belenismo. Fuera de Andalucía apenas hay. En los que estoy pensando son muy jóvenes, con muchas ganas de innovar y trabajar.

Hay mercado para eso.

Sí, porque esto funciona de esta manera. El belenista adquiere la figura al escultor y durante un año lo luce en su belén. Al siguiente se lo vende a un banco o a un centro comercial y, al año siguiente, reinvierte lo ganado por haber vendido su belén para adquirir nuevas figuras. Estoy hablando, claro, de los grandes belenes.

© Pedro Ingelmo – Diario de Sevilla – 28/12/2019